Logística para una tienda online

logistica-tienda-online

Logística para una tienda online.

La logística es un factor crítico para el éxito de una tienda online, debe cumplir con las expectativas que tiene el cliente en el momento de hacer una compra en línea (y que tiene que pagar, en la mayoría de los casos, por anticipado antes de recibirlo).

La empresa debe hacer el envío y seguimiento de los productos enviados y garantizar que llegan al cliente en perfectas condiciones y en el tiempo establecido. En muchas ocasiones, el proceso de logística determinará la rentabilidad de una tienda online.

¿Qué se debe controlar para una correcto funcionamiento de la logística?

  • Elección del plazo y horario de entrega.
  • Diferentes modalidades de pago: tarjeta, transferencia, PayPal e incluso contra reembolso.
  • Seguimiento del estado del pedido, desde la situación de stock al seguimiento en tiempo real de la mercancía. Las empresas de distribución disponen de herramientas para conocer el recorrido del pedido que se deberán integrar en la tienda online.
  • El pedido debe llegar en perfecto estado acompañado de su albarán o factura correspondiente.
  • Personalización de la entrega: regalo, tarjetas, embalajes, etc.
  • Facilidad en las devoluciones: gastos de envío gratis y sustitución eficiente.

Modelo logístico en una tienda virtual.

El coste del servicio de envío influye decisivamente en la rentabilidad de la tienda online:

  • Las tarifas de la empresa de transporte influyen directamente en el precio final de los productos que se ofrecen en la web. Normalmente las tiendas disponen de tarifas de varias empresas de transporte eligiendo una u otra dependiendo del destino y de las dimensiones y peso del producto adquirido.
  • La calidad del servicio de envío es fundamental para ganar la confianza de los clientes, que cada vez más buscan calidad y rapidez en la entrega.
  • Calidad y precio ajustado son la base para fidelizar a los clientes online.

Para seleccionar una empresa de transporte u otra se debe tener en cuenta los siguientes puntos:

  • Aspectos internos
    • La vida útil del producto, si el perecedero como ciertos alimentos la entrega debe ser rápida.
    • El ámbito geográfico de la entrega
  • Aspectos externos
    • Los clientes de las tiendas virtuales cada vez más demandan entregas rápidas, siendo este un punto importante para la conversión de un cliente.
    • El Precio de un producto, que se ve directamente incrementado por el transporte.
    • Los clientes solicitan conocer en todo momento dónde está su pedido y cuánto queda para recibirlo.
    • Empleo de embalajes especiales por parte de las empresas de transporte para garantizar la entrega en perfecto estado de la mercancía.
    • Flexibilidad y personalización del servicio para adaptarse a los horarios en que los clientes soliciten la entrega, y que con frecuencia se puede pactar con la empresa.

Una vez seleccionada la empresa de transporte, se debe informar en la web de información relacionada con la entrega de la compra:

  • Plazos de entrega previstos: 24 horas, 48 horas, 7 días etc.
  • Proceso que se seguirá si el plazo de entrega se altera debido a incidencias con el pedido o con el stock.
  • Entrega en fin de semana o solo en días laborales.
  • Gastos de envío bien claros, ya que son una parte del precio final del producto.
  • Información específica de la empresa/s de transporte que realizarán el envío, si éstas depende del destino concreto y si procede, la posibilidad de que sea el cliente el que seleccione otra empresa alternativa.
  • Seguimiento del pedido. Es un servicio de valor añadido muy valorado, que el cliente pueda saber en todo momento, dónde está su pedido y el tiempo que resta para recibirlo.

El modelo logístico en el comercio electrónico incluye cuatro variables a tener en cuenta que intervienen secuencialmente en el proceso de envío de los productos solicitados por los clientes en un sitio web:

  1. Aprovisionamiento.
  2. Almacenaje.
  3. Envío.
  4. Gestión de las devoluciones.

E-logística.

Principalmente existen dos dificultades específicas de la problemática de la logística asociada al Comercio Electrónico:

  • El problema de la última milla. Este conocido problema se refiere al último tramo del trayecto que recorre un pedido antes de ser entregado a su comprador. La dispersión geográfica de los Clientes, pedidos con pocas referencias y escasas unidades por referencia, así como las condiciones en que la entrega domiciliaria ha de producirse constituyen los tres pilares básicos sobre los que se asienta este concepto. Una superación eficaz de esta barrera representa el primer paso para garantizar el éxito de nuestra gestión logística.
  • La logística inversa. En el ámbito del comercio electrónico la divinización del cliente, su posible arrepentimiento súbito, así como los posibles errores en la toma de datos tienen como resultado la devolución inmediata de los productos adquiridos, lo que conlleva unos elevados gastos para el vendedor. Por ello, es preciso que éste diseñe un completo y eficaz sistema de verificación, recogida, clasificación y redistribución de estos bienes para optimizarlos al máximo y minimizar los costes asociados a este proceso.

 

Jose Jiménez Gallego – www.josejimenezgallego.com – info@josejimenezgallego.com

 

Sobre mi

Soy Ingeniero informático y un apasionado del marketing online en lo profesional, y de las motos en mi tiempo libre.

Deja tu comentario

¿Quieres recibir mis artículos en tu correo?

* = campo obligatorio

powered by MailChimp!

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies