3 pasos para trabajar en el embudo de conversión

embudo-conversiones-web

Lo primero que tenemos que tener en cuenta es que existen multitud de canales (redes sociales, landing page, etc.) por los que conducir al usuario a través el embudo de conversión.

Pero, ¿qué es el embudo de conversión?

El embudo de conversión es un término utilizado en el marketing online y se utiliza para definir el proceso de una visita desde que entra en una plataforma determinada hasta que se convierte en una conversión, es decir, en una venta, una suscripción, una solicitud de información, etc. En otras palabras, a partir del embudo de conversión se intenta identificar el comportamiento del usuario en un canal web determinado.

Para conocer cuáles son los más adecuados para su empresa, primero hay que responder a dos cuestiones:

  1. ¿Quiénes son mis clientes? Y ¿cómo llegar a ellos de forma más eficaz?
  2. ¿Cómo voy a medir los objetivos? O ¿Qué es lo que voy a medir?

PASO 1: Definir con qué canales trabajar.

canales-web

Lo primero sería seleccionar los canales con los que se está más familiarizado y cuales son los que el usuario potencial está ya utilizando. Por ejemplo:

A continuación se debe hacer un diagrama DAFO de su empresa para cada canal, identificando las fortalezas y debilidades.

En función de lo que se considere más importante en un momento dado se deberá hacer más esfuerzo en un canal o en otro, es decir, si para la empresa es más importante la creación de marca deberemos apostar por trabajar en Facebook y conseguir más seguidores, mientras que si es más importante las ventas deberíamos trabajar más el posicionamiento en google o en campañas de PPC que lleven a usuario a una landing page preparada para obtener conversiones.

PASO 2: Asignar y medir las KPI’s.

embudo-conversion-kpi

Se debe medir constantemente la salud de nuestro embudo para evitar que se produzcan cuellos de botella y por consiguiente disminución de conversiones.

Para monitorizar nuestro trabajo se deben asignar distintas métricas o KPI’s a cada etapa y a cada canal.
Es de gran importancia comparar los valores obtenidos con competidores y con el sector en el que trabajamos.

Para obtener estos datos existen infinidad de herramientas para hacer un seguimiento exhaustivo como Facebook Insights o Google Analytics.

Dependiendo del objetivo fijado se deben analizar unas variables u otra, si por ejemplo, se está analizando la marca, es aconsejable observar las impresiones en lugar del alcance.

PASO 3: Probar, cambiar y volver a probar.

test-embudo-conversion

Como casi en todas las acciones que se desarrollan en el Marketing en Internet cualquier acción planificada debe llevar una fase de pruebas, a continuación cambiar y volver a probar hasta obtener los resultados esperados según las KPI’s predefinidas.

La mejor forma es estudiar lo mejor y peor, por ejemplo:

  • ¿qué tienen de atractivo los mejores 10 post publicados en un blog?
  • ¿qué tienen en común los 10 peores?

El caso más fácil de explicarlo es con anuncios de PPC en adwords, normalmente generamos varios anuncios o grupos de anuncios y estudiamos cuál es el mejor, puede ser por el horario de publicación, por el mensaje, …, pero siempre probamos varios “prototipos” de anuncios.

 

Jose Jiménez Gallego – www.josejimenezgallego.com – info@josejimenezgallego.com

About the author

Jose Jiménez Soy Ingeniero informático y un apasionado del marketing online en lo profesional, y de las motos en mi tiempo libre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies